Tratamiento de keratina con formaldehído

Derivados del método de alisado brasileño conocido como Escova progressiva, los tratamientos de keratina han generado controversia dentro de las comunidades de salud y belleza por igual. Los tratamientos de keratina a menudo contienen formol en una forma u otra, lo que puede ser perjudicial para los clientes y estilistas con el tratamiento.

Cómo funciona el formaldehído

¿Cómo funciona el formaldehído?

Los tratamientos de queratina se combinan en altas temperaturas. El formaldehído y la keratina se utilizan para romper los enlaces disulfuro en el cabello, alterando así, su forma. La keratina sirve para arreglar los bordes ásperos del pelo, y que la capa de la cutícula tenga mejor textura y brillo.

Legislación sobre la keratina

La industria de los cosméticos, con el asesoramiento de los expertos, recomienda que no haya más de 0.2 por ciento de formaldehído en los ingredientes cosméticos para la seguridad de la piel. La FDA no regula los tratamientos de keratina y el formaldehído no aparece como un ingrediente restringido.

Concentración

Mientras que muchos fabricantes de tratamiento de keratina se adhieren a la norma del 0,2 por ciento, algunos productos contienen de 10 a 20 veces el formaldehído recomendado. El formaldehído ha sido clasificado como carcinógeno por el National Cancer Institute, los vapores de formol son tóxicos en caso de exposición prolongada y frecuente.

La exposición al formaldehído

Los tratamientos de keratina duran aproximadamente dos horas, dependiendo de la longitud y el grosor del cabello. Se recomienda una buena ventilación, aunque realmente no es necesaria para proteger a los clientes ya que estos sólo se exponen durante este tiempo. A los estilistas sí se les recomienda protegerse de los vapores de formaldehído, ya que su exposición es prolongada y es un gas nocivo.

Marketing

Muchos tratamientos de keratina que dicen ser libres de formaldehído, seguros y basados en la keratina todavía contienen formaldehído o sus derivados químicos de la misma familia. Entre ellos se incluyen el formol, el aldahyde y metanal.